Archivos:  2007  | 2008  | 2009  | 2010  | 2011  2012  2013

E L    E C O N O M I S T A    D E    C U B A                             -- edición online --

 PORTADA | Mapa del Sitio   

Una obra sólida y favorable
Por René Tamayo
La ZEDM se convirtió en el plato fuerte de la XXXI Feria Internacional de La Habana

[06.11.2013]- Actualización 9:00 pm de Cuba

La visión de la Zona Especial de Desarrollo Mariel (ZEDM) es que debe ser «una zona de desarrollo tecnológico líder en la región, atractiva para la captación de capital extranjero, donde se realicen producciones y servicios de avanzada, tanto para exportar como para sustituir importaciones, contribuyendo al desarrollo nacional».

Así fue expuesto la víspera por el ministro de Comercio Exterior y la Inversión Extranjera, Rodrigo Malmierca, durante la presentación de la ZEDM en la XXXI Feria Internacional de La Habana (FIHAV-2013).

Convertida en el «plato fuerte» de FIHAV 2013, a la exposición central sobre la ZEDM —que estuvo a cargo, también, de Ana Teresa Igarza, directora general de la Oficina que administra la Zona— asistieron personalidades políticas extranjeras que participan en el evento, empresarios foráneos y nacionales, y miembros del Cuerpo Diplomático acreditado en el país.

La presentación fue parte de la estrategia de promoción de la Zona Especial de Desarrollo Mariel, y será complementada por otras exposiciones de representantes de entidades que han participado en las primeras obras del enclave.

Ambiente favorable

Malmierca subrayó que la ZEDM se desarrollará en un ambiente de negocios favorable, al tener, en primer lugar, un marco legal bien definido.

También posee una infraestructura que tiene como base un puerto de aguas profundas, que es —consideró— una obra inmensa —está prevista inaugurarla en enero próximo— y muy propicia para la exportación y la importación.

La ZEDM también posee una sólida infraestructura vial y ferroviaria que conecta la región con todo el país.

Como otro factor favorable para el ambiente de negocios en la Zona, el Ministro de Comercio Exterior y la Inversión Extranjera destacó la Oficina que administrará la ZEDM, la cual —dijo— estará plenamente al servicio de los usuarios y concesionarios, y que cuenta con personal altamente calificado, dedicado por entero al servicio de los interesados en la Zona.

Malmierca enumeró las garantías que tiene el inversor extranjero, como la plena protección y seguridad en el territorio nacional. «Las inversiones extranjeras no pueden ser expropiadas», enfatizó.

La Oficina de la ZEDM —además— estará dotada con muchas atribuciones, y aprobará la mayor parte de los negocios. «Vamos a disminuir al mínimo la participación de otros factores en la toma de decisiones».

Por otra parte, las inversiones extranjeras van a estar protegidas contra reclamaciones de terceros, conforme a las leyes cubanas. Otro elemento favorable, reveló el Ministro, es que «el Estado cubano va a garantizar al inversionista extranjero la libre transferencia al exterior de los dividendos, utilidades u otros ingresos asociados a la explotación de su inversión en moneda libremente convertible».

Esto será —agregó— «sin pagar ningún impuesto o gravamen relacionado con esta transferencia al exterior de los recursos financieros». Los ciudadanos extranjeros que trabajen allí y no sean residentes permanentes en Cuba también serán beneficiados por esta medida.

Ventajas de invertir en la ZEDM

Durante su exposición al empresariado y demás personalidades, Rodrigo Malmierca expuso una serie de ventajas que tendrá invertir en la Zona Especial de Desarrollo Mariel.

En primer lugar, indicó, está el posicionamiento estratégico de la ZEDM, ubicado en un punto de amplio intercambio comercial. «Está prácticamente en el centro donde se cruzan los ejes norte-sur y este-oeste en el hemisferio occidental, tanto para el transporte aéreo como marítimo.

«A mil millas alrededor de la Zona Especial se localizan 32 puertos de 17 países —de los más importantes en la región—, y eso nos va a dar una amplia cobertura, tomando en cuenta la próxima finalización de la ampliación del Canal de Panamá, para no hablar del proyecto que tiene la hermana Nicaragua de también hacer un canal en su país».

Otra ventaja, señaló el Ministro de Comercio Exterior y la Inversión Extranjera (Mincex), será la agilidad con que se asumirán los trámites de los inversionistas extranjeros, los cuales se realizarán a través de una ventanilla única de la Oficina de la ZEDM, donde se ejecutarán todas las gestiones pertinentes para poder instalarse en la zona.

Sobre la fuerza de trabajo

Según establece el Decreto-Ley 313 De la Zona Especial de Desarrollo Mariel, «los trabajadores que laborarán en la Zona serán, como regla general, residentes permanentes en Cuba, cubanos o extranjeros».

Al respecto Malmierca remarcó que el pago por el servicio de la fuerza de trabajo se acordará directamente entre la entidad empleadora y el concesionario o usuario de la ZEDM, lo cual se haría mediante un contrato de suministro de fuerza de trabajo que se pagaría en moneda libremente convertible.

«El objetivo fundamental de la entidad empleadora no va a ser —como ha sido hasta ahora— tratar de ingresar recursos por esa vía (...). El objetivo fundamental va a ser suministrar, facilitar esa fuerza de trabajo a la parte extranjera».

El pago de salario a los trabajadores —explicó— «se realizará por la entidad empleadora en pesos cubanos, bajo condiciones especiales que estimulen y potencien el desempeño y la estabilidad del personal».

Al indagar más el público sobre el tema laboral, Malmierca abundó en que las entidades empleadoras solo tienen derecho al 20 por ciento de los ingresos salariales, el otro 80 por ciento será para el trabajador.

Sectores para desarrollar

Al referirse a las áreas productivas y de servicio que se priorizarán en esta primera etapa de la ZEDM, el titular del Mincex mencionó la biotecnología y la industria farmacéutica.

Estos son «sectores en los que Cuba ya ha alcanzado un nivel de desarrollo notable, que ofrece ventajas comparativas a otras empresas que quieran asociarse con nosotros».

También está la energía renovable, que está enmarcada en los planes de desarrollo cubano como uno de los objetivos para alcanzar en los próximos 20 años, a fin de ir cambiando la matriz energética e introducir, cada vez más, el uso de fuentes renovables.

Otro será la industria agroalimentaria, «uno de los sectores donde mayores potencialidades tenemos para sustituir importaciones», aclaró Malmierca.

En los sectores que se priorizarán están, además, el del turismo y el inmobiliario; la industria de envases y embalajes —a fin de crear cadenas productivas para los productos cubanos de exportación—; las telecomunicaciones y la informática, como industrias de tecnologías de avanzada; y, por último, inversiones en infraestructura, para crear condiciones logísticas de todo tipo para el desarrollo de la zona.

(Tomado de Juventud Rebelde)

PORTADA | Mapa del Sitio    


Añadir Feeds

© Copyright 1997-2013  El Economista de Cuba EDICION ONLINE
Publicación Digital de la Asociación Nacional de Economistas y Contadores de Cuba  ANEC
Calle 22 esquina a 9na Nro. 901. Miramar. Playa. La Habana. Cuba 
Teléfonos: (53-7) 29 3303 y 29 2084 Fax: (53-7) 22 3456 

Hospedaje: Infocom. La Habana.