Archivos:  2007  | 2008  | 2009  | 2010  | 2011  2012  2013

E L    E C O N O M I S T A    D E    C U B A                             -- edición online --

 PORTADA | Mapa del Sitio   

Ley Habilitante. En Venezuela el ITÁ* está cantado
Por Pedro Hernández Soto
Venezuela es el tercer mayor productor de petróleo de la OPEP. Debe cerrar el año con una producción promedio diaria de 3.250.000 barriles de crudo y prevé cuatro para el 2014

[22.11.2013]- Actualización 10:00 pm de Cuba

Las agresiones de los Estados Unidos y sus asalariados contra la Patria de Bolívar y Chávez, agotan todas las formas posibles, una a una, sin éxitos.

Estos pandilleros, donde se reúnen las oposiciones política y económica nacional, en vanguardia la Cámara Venezolano Americana de Comercio e Industria, el Consejo Nacional del Comercio y los Servicios, la prensa dominante y la falsimedia mundial, así como cómplices gobiernos vecinos, cumplen con obediencia supina el vergonzoso papel asignado en el guión desestabilizador promovido y controlado por la embajada norteamericana en Caracas.

Derrotados, estos enemigos de la independencia venezolana intentan ahora el push económico para presionar al pueblo y lograr un levantamiento contra el actual régimen social, con objetivo similar al perseguido por el bloqueo económico, financiero y comercial contra Cuba.

Recuerde usted que son perdedores en las elecciones durante 12 años consecutivos, han fracasado en golpes de estado militares, amenazas bélicas tras rodearla de un anillo de bases e instalaciones enemigas, así como en intentonas de subversión social post electorales y de magnicidios presidenciales.

Este ensayo lo comenzaron por una ofensiva mediática con falsas dilapidaciones de los recursos nacionales –ocupando un lugar destacado el "regalo del petróleo a Cuba"-, supuestos retrocesos económicos durante los mandatos chavistas y le siguió la criminal operación de acumular desmesuradas cantidades de artículos de primera necesidad para crear inexistente escasez con fines políticos, el agio y la especulación.

Frente a esto se imponen la verdad de los logros revolucionarios y la mano fuerte del Gobierno versus los enemigos del pueblo. Nadie dudará la veracidad de las informaciones dadas por organismos internacionales tales UNESCO, PNUD, CEPAL y la OIT. La primera, totalizadora y contundente, fue la entrega a Venezuela del premio mundial de FAO por haber logrado los objetivos del "Reto del Hambre Cero", con dos años de anticipación.

Pues bien, existen cifras oficiales que avalan este reconocimiento -publicadas por fuente tan respetable como Latinobarómetro- tales como que han crecido los siguientes aspectos:

- el ingreso promedio anual real (incluido el ajuste por la inflación);
- las plazas laborales en cerca de cuatro millones;
- de manera exponencial los ingresos públicos;
- el salario real mínimo promedio;
- al triple el Producto Interno Bruto y el gasto social real per cápita;
- el superávit de la balanza comercial de pagos.

A esto súmele las disminuciones de la relación deuda pública/PIB; a la mitad el crónico nivel de desempleo; la injusticia social; la carencia de viviendas tras entregar a los pobres y damnificados una cifra cercana al medio millón de apartamentos; el analfabetismo; y las limitaciones al acceso a todos los niveles de la educación pública y gratuita; y ausencia de asistencia médica gratuita a los preteridos y olvidados.

Son contundentes estos avances del Socialismo del Siglo XXI, avaladas por victorias en las elecciones catalogadas como las más limpias del mundo, y continuadas hoy en la continuidad de una política económica y ética por la elevación del nivel de vida y la cultura de los desposeídos.

En Venezuela no hay ningún desastre económico más que el fantaseado en los medios de comunicación de las clases y la inflación de laboratorio, aumentada en un 44 por ciento por los acaparadores. Es el justo momento de la aplicación por el Gobierno, de fuertes medidas de control sobre el comercio y las finanzas, para deshacer esta nueva conspiración contrarrevolucionaria.

En detalle las acciones gubernamentales persiguen reajustar el orden económico interno en su camino al socialismo, al perfeccionar los controles sobre el tráfico de divisas, las importaciones y exportaciones; resolver la escasez de los artículos de primera necesidad y lograr precios justos en la venta a la población.

Las disposiciones contemplan desde la inspección de empresas, comerciantes y almacenistas acaparadores; la creación de un supra organismo controlador, en el área del comercio exterior hasta transitar por un Presupuesto Nacional en Divisas del Estado Venezolano, que pretende, a partir de la planificación y control, poner coto al sobre gasto de moneda extranjera por los particulares así como supervisar el comportamiento de las importaciones y exportaciones, y la modernización del diseño de las instituciones públicas de la actividad.

La primera medida de mayor irritación para el enemigo –porque les hiere duro y profundo- es la actual inspección a los comerciantes y compañías acaparadores, con la consiguiente incautación de los productos encontrados en exceso, y su puesta a la venta legal a precios populares.

Esta acción ha recibido los más fuertes ataques de la prensa pseudo venezolana y extranjera. Según muy recientes declaraciones del presidente Nicolás Maduro, en los mil cuatrocientos almacenes inspeccionados hasta fecha, las ofertas estaban con importes sobredimensionados.

La Asamblea Nacional hoy aprobó en segunda y definitiva discusión la Ley Habilitante, para combatir con inmediatez la guerra económica contra el pueblo venezolano. La Ley autoriza al Presidente de la República -por 12 meses- a promulgar decretos con rango, valor y fuerza de ley, sobre los asuntos que entienda.

El primer objetivo será controlar las ganancias desmesuradas de algunos negociantes, y de inmediato, ordenar el movimiento de divisas explicado con anterioridad. Patriotas y Gobierno resisten la actual agresión desde las trincheras defensoras de la nacionalidad, la justicia social y las independencias política y económica. En Venezuela, el ITÁ está cantado.

*ITÁ, término yoruba, es en la ceremonia de la Regla de Ocha o santería, donde se habla del pasado, presente y futuro del iniciado.

Dice también las normas que le impone el santo. Se realiza el tercer día de la consagración. Es la manifestación personalizada de la Regla de Ocha-Ifá, por medio de de Orunmila u Orula, orisha de la sabiduría y la adivinación. Cuando se dice "El ITÁ está cantado" quiere decir que el futuro está dicho, que no tendrá cambios.

(Tomado de Café Mezclado, blog de Pedro Hernández Soto)

PORTADA | Mapa del Sitio    


Añadir Feeds

© Copyright 1997-2013  El Economista de Cuba EDICION ONLINE
Publicación Digital de la Asociación Nacional de Economistas y Contadores de Cuba  ANEC
Calle 22 esquina a 9na Nro. 901. Miramar. Playa. La Habana. Cuba 
Teléfonos: (53-7) 29 3303 y 29 2084 Fax: (53-7) 22 3456 

Hospedaje: Infocom. La Habana.