Archivos:    2012  2013  |2014  2015  | 2016  |  2017

E L    E C O N O M I S T A    D E    C U B A                             -- edición online --

 PORTADA | Mapa del Sitio   

Declaración de los economistas y contadores cubanos sobre los planteamientos del presidente de Estados Unidos Donal Trump

[29.06.2017]- Actualización  9:00 pm de Cuba

El presidente norteamericano Donald Trump firmó el 16 de Junio una Directiva que marca un retroceso en el nivel de relaciones alcanzado entre su país y Cuba, y afectará las relaciones de Estados Unidos con los países de América Latina y el Caribe.

Su genuflexa compañía no pudo ser más elocuente: esbirros de la dictadura de Batista, mercenarios de Playa Girón, terroristas y apócrifos políticos cubano americanos, que no representan el sentir de la mayoría de los cubanos residentes en los EE.UU., ni de la inmensa mayoría del pueblo cubano. Como tampoco representaba a la voluntad de paz y amor de los estadounidenses y otros pueblos del mundo.

El Consejo Ejecutivo Nacional de la ANEC, en representación de casi 80 mil asociados entre economistas, contadores, auditores y otros profesionales de su membresía, rechaza categóricamente los planteamientos anacrónicos e infundados de Trump, quien pretende retrotraer la historia y tergiversar desde su altanera ignorancia la Historia de Cuba: desde el clarín independentista de 1868, hasta la total independencia y soberanía de nuestro pueblo con el triunfo de la Revolución Cubana, a contrapelo de tantas apetencias, agresiones y perfidias de ese imperio, y no de su pueblo, sobre nuestro país.

En vez de preocuparse y ocuparse de los grandes problemas de su país y del mundo, que hacen crisis, Trump intenta dictar políticas a nuestro pueblo, al cual no conoce ni calcula en sus dimensiones de generosidad y voluntad pacífica, pero también de independencia y dignidad. Un pueblo trabajador y gallardo, que ha logrado con su Revolución, por encima de muchos obstáculos, levantar la cabeza, intentar otra forma de vivir, la de compartir y amar entre todos. Un pueblo que conoce bien los arrestos viles de sucesivas administraciones norteamericanas, ya con el garrote o la zanahoria.

Es indignante oír al presidente Trump condenar la falta de derechos humanos en nuestro país, el cual, lo poco que tiene, pobre y pequeño en riquezas, pero inmenso en amor y justicia, lo ha consagrado a repartirlo bíblicamente como los panes y los peces. Mientras, el ocupante transitorio del despacho oval, el multimillonario petulante que solo distingue cifras y saldos, y no rostros humanos, se desentiende de los graves problemas de su pueblo. Y más; con su política trastornada acentúa las asimetrías, pretericiones y violencias contra su propio pueblo y el resto de la Humanidad. EE.UU. no puede ser ejemplo ni dar lecciones a ningún país sobre derechos humanos.

Los economistas, contadores y auditores cubanos continuaremos con nuestro irrestricto esfuerzo, apoyando la actualización del Modelo Económico y Social Cubano, aplicando con mayor énfasis nuestro intelecto para contrarrestar las acciones propuestas por Trump con el objetivo de incrementar las carencias del pueblo cubano e ilusamente alentar el descontento y mermar el apoyo a la Revolución.

Apoyamos y ratificamos la Declaración del Gobierno Cubano y las del Ministro de Relaciones Exteriores en la conferencia de prensa en Viena y al corresponsal del diario Russia Today, en las cuales concluye afirmando que las acciones de Trump están condenadas al fracaso. Ni en su política contra Cuba, ni en sus ya evidentes fracasos, Donald Trump demuestra un ápice de originalidad e ingenio.

Asociación Nacional de Economistas y Contadores de Cuba
La Habana, 29 de junio de 2017
“Año 59 de la Revolución”

PORTADA | Mapa del Sitio    


Añadir Feeds

© Copyright 1997-2017  El Economista de Cuba EDICION ONLINE
Publicación Digital de la Asociación Nacional de Economistas y Contadores de Cuba  ANEC
Calle 22 esquina a 9na Nro. 901. Miramar. Playa. La Habana. Cuba 
Teléfonos: (53-7) 29 3303 y 29 2084 Fax: (53-7) 22 3456 

Hospedaje: Infocom. La Habana.